Archivo del sitio

Banff National Park (Alberta)

El Parque Nacional de Banff, por su cercanía con Calgary (apenas 1h30′ en coche) es el parque más visitado de las Rocosas Canadienses. Fue declarado Parque Nacional en 1885, dos años después de que tres trabajadores de la Canadian Pacific Railway descubrieran unos manantiales de aguas termales. Banff National Park

Nicholas Morant fue un fotógrafo del siglo XX contratado por la Canadian Pacific para publicitar la zona de Banff y alrededores. Una de sus fotos más famosas está hecha en un tramo de ferrocarril entre Banff y Lake Louise. Fue tanta la fama que adquirió la foto que a la curva que aparecía en su foto le pusieron su nombre, Morant’s Curve.nqt_0531

Al igual que Jasper, Banff tiene infinidad de rincones que recorrer y fotografiar. Una de las cosas que más nos ha gustado de Banff es que está rodeado de paisajes increíbles relativamente cerca del pueblo con lo que podíamos ir a hacer un amanecer y después volver a desayunar al pueblo tranquilamente. Así los madrugones se llevan mejor 🙂nqt_0536

A poco más de 50 km. Banff se encuentra una de las atracciones naturales más famosas de Canadá: Lake Louise. Rodeado de montañas y glaciares, este lago atrae a miles de visitantes al año, intrigados por el intenso verdor de sus aguas. Los rayos del sol al entrar en contacto con el polvo de roca proveniente de los glaciares Lefroy y Victoria hacen que el agua adquiera ese espectacular color. En 1890 se construyó una pequeña caseta de madera para albergar a los turistas de la época victoriana. Tres años después fue destruido por un incendio, pero de inmediato se volvió a construir otra casa de huéspedes con capacidad para 12 personas. El Canadian Pacific Railway lo fue ampliando poco a poco y finalmente lo sustituyó por lo que hoy conocemos como Chateau Lake Louise. Actualmente pertenece a la cadena hotelera Fairmont.nqt_0530

Sin duda alguna, Moraine Lake es el paisaje más fotografiado de las Rocosas Canadienses. Su cercanía a Lake Louise y su espectacular ubicación, en el Valle de los Diez Picos (con montañas de más de 3.000 metros) hacen que sea el lugar perfecto para buscar una buena foto al amanecer. Para los amantes del senderimos, Moraine Lake ofrece varias rutas de senderismo clasificadas por su nivel de dificultad. Lo único que hay que tener en cuenta es que, debido a que es una zona de bastante actividad de osos, muchos de los trails están marcados para hacerlos en grupo. Esto significa que no se puede ir sólo o en pareja. Lo normal es que pidan grupos de 4 0 6 personas. Aunque parezca broma no lo es y el no cumplir esta norma puede suponer una multa de hasta $5.000 y los canadienses se toman muy en serio lo de las multas :).

Otra de las cosas que hay que tener en cuenta es que debido a la afluencia de personas y vehículos, es habitual que cierren el acceso al lago a partir de cierta hora de la mañana. Cuando estuvimos nosotros, en septiembre, a las 11 de la mañana ya no se podía acceder. No nos queremos imaginar cómo tiene que estar en pleno agosto!!!nqt_0532

El otro gran atractivo de Banff es la posibilidad de ver animales salvajes en libertad. Los ciervos son los que más se dejan ver. A principios de otoño es la berrea y oir en directo los bramidos de los ciervos macho, es simplemente espectacular. A pesar de que puedan parecer animales inofensivos, durante la época de celo y con hembras cerca, se pueden volver bastante agresivos. Es por ello que nos encontramos con más señales de peligro que hacían referencia a los ciervos que a los osos. Por algo será!!!
nqt_0529

Y qué mejor forma de finalizar nuestro recorrido por las rocosas que tener un encuentro con un oso negro en las cercanías del lago Minnewanka. Tenía pinta de ser un ejemplar joven y tras cruzar la carretera, se quedó comiendo raíces a pocos metros nuestro. Quizás no fue tan espectacular como los grizzly en Bella Colla, pero no por ello dejó de ser emocionante. ¿Qué más se puede pedir?.nqt_0528

Saludos,

Anna & Oskar

Canadian Rockies 2014: la ruta

Como os comentamos en una entrada anterior del blog, !!este año regresamos a Canadá!!

Volveremos a pisar tierras canadienses después de catorce años pero con un planteamiento totalmente diferente al de entonces. No hicimos el viaje tal y como nos gusta hacerlo ahora, pero aún así, guardamos un magnífico recuerdo de los días que disfrutamos aquel otoño.

Y por no repetir, que el país es muy grande, hemos decidido irnos al otro extremo y explorar los parques nacionales, visitando menos ciudades y disfrutando más de los entornos naturales.

¡¡Esta vez será totalmente diferente!!!

Canadian Rockies 2014: la ruta

Seattle (WA). Por cuestiones logísticas, comenzaremos nuestro viaje en Seattle, Estados Unidos. Aprovecharemos para conocer un poco esta ciudad tan televisiva.

North Cascades National Park (WA). Después de recuperarnos del jetlag, nos dirigiremos hacia el norte, acercándonos a la frontera canadiense. Pasaremos un par de días explorando el poco conocido parque de Las Cascadas del Norte. En su interior, se encuentra el Mt. Shuksan de casi 2.800 m. de altura.

 – Bella Coola (BC). Aunque el motivo principal de nuestro viaje es conocer los principales parques nacionales de las rocosas canadienses, antes nos desviaremos “unos cuántos kilómetros” para pasar cuatro días en Bella Colla. Este pequeño pueblo de la Columbia Británica está considerado como uno de los mejores sitios del mundo donde poder observar al oso Grizzly en libertad. Los primeros días de septiembre, los Grizzlys recorren los ríos en busca de los salmones que están en época de desove.

Jasper National Park (AB). El parque nacional más grande de las rocosas canadienses. Jasper ofrece la posibilidad de ver una gran cantidad de vida salvaje y como recibe la mitad de visitantes que Banff, hace que sea un lugar mucho más tranquilo donde poder disfrutar de la naturaleza. Recorreremos la carretera Icefieds Parkway, que une Jasper y Banff, considerada como una de las carreteras más espectaculares del mundo.

Yoho National Park (BC). Quizás el gran desconocido de las rocosas. Tendremos la oportunidad de explorar la zona de Lake O´Hara. Una zona protegida de gran valor medio-ambiental. Para poder acceder a esta zona, o se recorren (a pie) los 11 km. (ida) que hay desde el parking, o se reserva plaza en el autobús que pone a disposición el parque  (la reserva hay que hacerla con tres meses de antelación y sólo se puede hacer por teléfono).

Banff National Park (AB). El parque nacional más antiguo de Canadá (1883)  y el más famoso. La gran oferta de rutas de senderismo, la posibilidad de ver vida salvaje y sobre todo, la cercanía con Calgary, hace que Banff sea visitado por miles de visitantes anualmente (esperamos que en septiembre, la mayoría de ellos hayan disfrutado ya de sus vacaciones 😉 😉 )

Glacier National Park (MT). De vuelta en Estados Unidos, aún tendremos un par de días para recorrer lo más significativo de este parque nacional. La carretera que cruza el parque, Going to the Sun Road, es uno de los mayores atractivos. Daremos buena cuenta de ella.

Missoula (MT). Demasiado cerca de Yellowstone, se encuentra la ciudad de Missoula (estado de Montana) . Desde el aeropuerto internacional de esta localidad, emprenderemos el viaje de regreso. Quedarán atrás veintiocho días de caminatas, madrugones fotográficos y algún que otro encuentro (o eso esperamos) con osos Grizzly.

Anna & Oskar

Comienza la cuenta atrás: Canadian Rockies 2014

Ya falta menos de un mes!!!  Esto no tiene vuelta atrás.

Hace ya 5 meses desde que empezamos a preparar este viaje. Vuelos, alojamiento, documentación, actividades y un sinfín de detalles que hay que tener en cuenta a la hora de organizar un viaje de esta envergadura. Y es que pasaremos 4 semanas en tierras americanas (1 en EE.UU. y 3 en Canadá).

Canadian Rockies 2014

Anna & Oskar