Un día en las carreras !!!

Dicen que los hombres, cuando llegamos a los 40, sufrimos una crisis. Algunos para sobrellevarla cambian de coche, otros hacen parapente y otros…

Supongo que, para que no me dieran tentaciones mayores, mi mujer me regaló una “caja regalo” de esas que están muy de moda. Entre las muchas actividades que podía elegir, me decidí por la Conducción Extrema. La actividad consistía en conducir un Ferrari F-430 Spider en un circuito de velocidad. A pesar de que no gusta nada correr con el coche, siempre me han gustado los coches Ferrari. Otros son más potentes, quizás más modernos, pero !! Ferrari, es Ferrari !!.

El circuito escogido fue el de Kotarr, en la provincia de Burgos, muy cerca de Aranda de Duero.

Una vez en el circuito nos dirigimos a la carpa de GTEMOCION (empresa organizadora del evento). Como fuimos con bastante tiempo de antelación, nos dijeron que tendríamos que esperar un poco, así que subimos a la tribuna donde se tienen unas vistas generales del circuito.

Aprovechamos para practicar con los barridos. En acción el Lamborgini Gallardo y el F-430. La verdad es que no es nada fácil pillar a estos bichos en velocidad.

Cuando llegó la hora, nos volvimos a acercar a la carpa y tras inscribirnos, nos dieron una pequeña charla (briefing) donde nos explicaron tanto aspectos técnicos del coche, como de seguridad en la conducción.

Seguidamente dimos un par de vueltas al circuito en un Hummer acompañados del instructor donde nos fue explicando trucos para poder disfrutar al máximo del circuito. Por cierto, ir en un Hummer es como ir subido en un tanque de combate…

Y casi seguido, me llegó el turno.

Tras unas breves explicaciones por parte del instructor, salí de boxes hacía la primera curva. La verdad es que impone estar sentado en un coche que tiene 490 cv de potencia. Durante la primera vuelta me explicaron donde se debía frenar y como era la mejor manera de coger las curvas aprovechando todo el ancho del circuito.

La segunda y tercera vueltas ya disfruté un poco más, ya que, poco a poco fui cogiendo confianza. !! Es una sensación increíble poder cambiar de marcha sin tener que levantar el pie del acelerador !!.

Lo malo es que, cuando me quise dar cuenta, el instructor me estaba mandado entrar en boxes. Mi aventura con los coches de Maranello había acabado.

Para acabar, un diploma acreditativo y unas vueltas en el simulador de F1.

En el stand de GTEMOCION, además de poder comprar más vueltas y otras opciones, tenías la posibilidad de contratar un reportaje de fotos y/o de video. Anna me animó a que cogiera el video, así que, aquí os dejo una pequeña muestra de lo que fue mi experiencia al volante de un Ferrari F-430 Spider.

Sólo me queda dar las gracias a Anna por haberme permitido cumplir uno de mis sueños. ¡Muchísimas gracias!

Anuncios

Publicado el julio 20, 2012 en Escapadas, Varios y etiquetado en , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. 2 comentarios.

  1. Ese Oskarrrrrr,q wayyyyy,yo cuando cumpla 40 tambien kiero un regalo asiiiiiii,y esa Anna q se lo curra muy bien en los regalos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s